Escáner

Antonio Cardiel

Sergio Carranza, profesor de historia, busca una forma de morir discreta. Lo tiene casi todo en la vida: un padre fallecido por cáncer de colon; una madre desmemoriada e internada en un geriátrico; una ex mujer que le debe cien mil euros; un hijo que es matón de discoteca y boxeador; y una amante que comienza a pasar de él. Por si esto no fuera suficiente, el fuerte dolor de cabeza que padece le ha servido para que le diagnostiquen un tumor cerebral y, dentro de poco, le trepanarán su cráneo para comprobar si es o no cancerígeno. Convencido de que le quedan solo unos meses de vida, decide terminar un artículo que está redactando sobre Isabel de Usón, una monja expulsada de su convento por un escándalo de lesbianismo que fundó en 1915 la congregación clandestina “Las Iluminadas de Daroca”, basada en las enseñanzas de Miguel de Molinos y Santa Teresa de Jesús. La influencia del quietismo le llevará a borrar todas las huellas de su paso por el mundo (fotografías, vídeos, escritos, documentos, radiografías, etc.) y a morir de una manera discreta para no incomodar a nadie, sin hacer ruido ni provocar el más mínimo duelo. Pero no todos los planes de Sergio llegan a buen puerto. Hay que reconocer que la capacidad de los humanos por sobrevivir es siempre sorprendente.